PARA DIETAS ESPECIALES

Las aerolíneas de todo el mundo están obligadas a respetar las diferentes formas de comer y necesidades de los usuarios. Existen dietas especiales de acuerdo a las creencias… culturas o estilos de vida.

Algunas aerolíneas permiten hacer la selección de la comida en sus páginas web o en el momento de hacer la compra de los tiquetes. Algunas no ofrecen el servicio en ese momento por lo que se debe llamar con 24 horas de anticipación a la línea de atención de la empresa.

Es fundamental conocer los derechos que tenemos a la hora de viajar.

Los musulmanes utilizan el tipo de comida HALAL que excluye por ejemplo toda carne de cerdo. Los hindúes tienen dietas que pueden incluir productos lácteos o no, los veganos estrictos no consumen comida que venga de fuente animal o los judíos utilizan la comida Kosher que mantiene ciertos estándares de producción de acuerdo a sus tradiciones.

Para alguien que no consume carne, lácteos o huevos es muy difícil pasar 15 horas de vuelo sin comer nada. Para alguien que considera sagradas a las vacas, es muy difícil o imposible tener que comer una comida repleta de carne. Hay problemas de salud que exigen dietas sin azúcar o grasas y es importante que cada persona tenga la opción para tener un viaje más placentero.

Derechos y tradiciones

TODAS las aerolíneas del mundo están obligadas a respetar estas dietas y a tener en sus menús las opciones para cada una de ellas.

Es poco probable que esto suceda en vuelos cortos de dos horas en los que escasamente dan café o agua, pero en viajes de más de 5 o 6 horas es obligatorio cumplir esta norma.

Siempre se debe tener esto presente porque se debe hacer la solicitud 24 horas antes de iniciar el vuelo. Si se deja pasar este tiempo no hay nada que hacer.

Si no se hizo la reserva lo mejor será llevar comida propia para el viaje y así no pasar hambre. Salvo los líquidos y alimentos no cocidos, las personas pueden llevar a bordo lo que quieran.

Así que siempre será bueno anticiparse, hacer la solicitud y disfrutar el viaje!